Obligatoriedad de traducir los manuales de instrucciones

En España y otros países europeos es obligatorio traducir los manuales de instrucciones, mantenimiento y puesta en servicio de las máquinas.

¿Qué tipo de máquinas se ven afectadas por esta obligación?

Es obligatorio traducir los manuales de las máquinas, equipos intercambiables, componentes de seguridad, accesorios de elevación, cadenas, cables y cinchas, dispositivos amovibles de transmisión mecánica, cuasi máquinas que se vendan en los países europeos del Espacio Económico Europeo, Suiza y Turquía.

¿Qué se considera una máquina? Un conjunto de partes o componentes vinculados entre sí, de los cuales al menos uno es móvil, asociados para una aplicación determinada, provisto o destinado a estar provisto de un sistema de accionamiento distinto de la fuerza humana o animal.

Hay excepciones, como los componentes de seguridad, las armas, determinados medios de transporte, la maquinaria militar, electrodomésticos, aparatos de conexión y mando de baja tensión y otros (ver Directiva 2006/42/CE). Tampoco es obligatorio traducir las instrucciones para el mantenimiento destinadas al personal especializado habilitado por el fabricante.


¿En qué países es aplicable? En todos los países de la Unión Europea, más Islandia, Liechtenstein, Noruega, Suiza y Turquía.


¿A qué idiomas hay que traducir el manual?

A los idiomas oficiales de los países en los que se vaya a comercializar el producto. En el caso de España, es obligatorio traducir el manual al español. 


¿Es obligatorio traducir los manuales a las demás lenguas regionales oficiales en España?

Sin perjuicio de lo que puedan disponer las legislaciones autonómicas, no es obligatorio traducir los manuales a las lenguas cooficiales en España: catalán, valenciano, gallego, vascuence y aranés. Más información.


¿Qué características debe cumplir la traducción?

Debe especificarse si el manual es un «Manual original» o una «Traducción del manual original». En el segundo caso, la traducción debe ser una traducción fiel del original, cumplir los mismos requisitos que este, e ir acompañada de un «Manual original».


¿Hay que traducir todo el manual?

En principio, el manual completo debe estar traducido.

No obstante, las instrucciones para el mantenimiento destinadas al personal especializado habilitado por el fabricante o su representante autorizado pueden siministrarse en un idioma distinto de la Unión Europea que comprenda dicho personal especializado.

La derogación del párrafor anterior no es aplicable a las instrucciones para las operaciones de mantenimiento que deba realizar el usuario o el personal de mantenimiento habilitado por el usuario.

En cualquier caso, todo aquello relacionado con la seguridad de la máquina debe estar traducido.


¿Quién es el responsable de llevar a cabo la traducción?

Si el fabricante no suministra el manual original en el idioma oficial del país en el que se vaya a comercializar la máquina, el distribuidor que introduce las máquinas es el responsable de proporcionar una traducción.


¿Qué pasa si el manual no está traducido?

La ausencia de traducción del manual de instrucciones (o una traducción incompleta) se considera infracción en España conforme a la Ley 21/1992, de 16 de julio, y puede acarrear sanciones para el fabricante y el distribuidor.

Las infracciones se clasifican en muy graves, graves o leves, según el grado de daño que se desprenda de las mismas.

Las sanciones son las siguientes:

-        Las infracciones leves se sancionan con multas de hasta 3000 euros.

-        Las infracciones graves se sancionan con multas desde 3000 hasta 90 000 euros.

-        Las infracciones muy graves se sancionan con multas desde 90 000 hasta 600 000 euros.


¿Qué es la declaración de conformidad CE? ¿Hay que traducirla también?

Es la declaración del fabricante de que el producto es conforme a la normativa comunitaria aplicable. Al igual que los manuales, la declaración CE de conformidad («marcado CE») traducirá a la lengua o las lenguas requeridas por el Estado miembro en el que se introduzca o se comercialice el producto (Decisión 768/2008/CE del Parlamento Europeo y del Consejo). Más información sobre la declaración de conformidad CE.


Legislación

Directiva de máquinas (DIRECTIVA 2006/42/CE DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 17 de mayo de 2006 relativa a las máquinas).

Real Decreto 1644/2008, de 10 de octubre, por el que se establecen las normas para la comercialización y puesta en servicio de las máquinas.

Ley 21/1992, de 16 de julio, de Industria.

Reglamento 765/2008 sobre el marcado CE.


Aviso legal: No garantizo la corrección de esta información. Recomiendo siempre acudir a los textos legales de referencia que estén en vigor.

Copyright: Este artículo tiene derechos reservados y no se puede utilizar para fines comerciales sin la autorización expresa del autor, Alejandro Moreno Ramos. Puede copiarse total o parcialmente el contenido de este artículo en otras páginas web o publicaciones siempre que no tengan fines comerciales y se cite la fuente (www.ingenierotraductor.com).

Última actualización: 28 de septiembre de 2012.